Logo Manises departamento de salud
Preguntas Frecuentes
RSC
Contacta con el Hospital

Habla con nosotros

¿Quieres que el Hospital sea tu centro?

Manchas blancas en los dientes, ¿cómo prevenirlas?

Manchas blancas en los dientes

Uno de los problemas más comunes que afecta a nuestra estética dental es la aparición de manchas blancas en los dientes. Estas marcas antiestéticas pueden ser el resultado de diversas causas y factores pero, lo más importante es que, en la mayoría de los casos, ¡se pueden prevenir!

Por este motivo, los especialistas del Hospital de Manises aconsejan estar atentos a la higiene bucal de los niños, sobre todo en los primeros años y durante la niñez, con el objetivo de detectar de manera temprana diferentes cambios en la pigmentación que alerten de la aparición de manchas blancas en los dientes.  

La Dra. Isabel Piqueras, pediatra de Atención Primaria del departamento de salud de Manises, explica que “las manchas blancas en los dientes normalmente siguen el borde de la encía y tienen forma de semiluna. Se trata de las primeras manifestaciones de una desmineralización o caries incipiente, por la que hay que consultar con el odontopediatra”.

El hábito de la higiene bucal y las pautas de alimentación saludable se deben iniciar desde el nacimiento. Para ello, Begoña Chaveli, odontóloga del Centro de Salud de Quart de Poblet, detalla que “el adulto responsable del niño debe supervisarle y acompañarle en el cepillado hasta los 8 o 9 años, e incluso hasta la adolescencia en el caso del cepillado nocturno”.

Además de las manchas blancas en los dientes, ¿qué más tipos de manchas en los dientes se pueden originar?, ¿cómo se puede prevenir la aparición de manchas blancas en los dientes? En el siguiente artículo, nuestros especialistas, te acercan los mejores consejos. ¡Sigue leyendo! 

Tipos de manchas en los dientes 

Cuando se trata de la salud dental y la estética de nuestra sonrisa, es fundamental conocer los diferentes tipos de manchas en los dientes que se pueden originar. Desde las manchas superficiales que pueden ser simplemente una cuestión cosmética hasta las manchas más profundas que pueden ser indicativas de problemas de salud subyacentes, comprender los distintos tipos de manchas dentales es esencial para mantener una sonrisa radiante y una salud bucal óptima.

Manchas blancas en los dientes

Las manchas blancas en los dientes se caracterizan por ser áreas de decoloración que aparecen en la superficie dental y por presentar un aspecto más claro que el resto del esmalte. 

Es importante saber que las manchas blancas en los dientes pueden variar en tamaño, forma y gravedad. A menudo, son el resultado de una desmineralización del esmalte dental, lo que significa que hay una pérdida de minerales, como el calcio y el fosfato, de la superficie del diente.

Manchas blancas en los dientes

Entre las causas más comunes de las manchas blancas en los dientes podemos distinguir la desmineralización, la hipoplasia del esmalte, la fluorosis, o algunas enfermedades sistémicas como la fiebre. 

Aunque las manchas blancas en los dientes a menudo son de naturaleza cosmética y no representan un riesgo para la salud dental, en algunos casos pueden ser un indicio de problemas subyacentes, como caries incipientes. Por lo tanto, es esencial consultar a un dentista para obtener un diagnóstico preciso y determinar el tratamiento adecuado si tienes manchas blancas en tus dientes.

Manchas negras en los dientes 

Las manchas negras en los dientes pueden ser motivo de preocupación y a menudo suscitan preguntas sobre su origen y tratamiento. Estas manchas, que son notoriamente visibles y pueden afectar la estética de la sonrisa, pueden deberse a varias causas, por lo que es fundamental entenderlas para abordar adecuadamente el problema.

Entre las causas más comunes de la aparición de manchas negras en los dientes podemos distinguir desde la creación de caries dentales hasta otros motivos como tinciones externas, hemorragias internas o el uso de productos no dentales. 

Manchas negras en los dientes

Sin duda, el mejor protocolo ante la aparición de manchas negras en los dientes es acudir a un dentista para que pueda realizar un diagnóstico y pueda determinar la causa y proponer así el plan de tratamiento adecuado. 

Por su parte, el tratamiento para abordar las manchas negras en los dientes puede variar desde una limpieza dental profesional para eliminar tinciones superficiales hasta restauraciones dentales para tratar caries o empastes en mal estado. En cualquier caso, la prevención mediante una óptima higiene dental es clave para mantener una sonrisa saludable y libre de manchas dentales no deseadas. 

Manchas marrones en los dientes 

Las manchas marrones en los dientes son otro problema dental que puede ser motivo de preocupación. Estas manchas, que varían en coloración desde marrón claro hasta marrón oscuro, pueden ser indicativas de varias condiciones o hábitos que afectan la salud y apariencia de los dientes.

Algunas de las causas que pueden provocar la aparición de manchas marrones en los dientes pueden ser desde caries dentales hasta el consumo de alimentos y bebidas, tabaquismo, fluorosis, envejecimiento o, como es evidente, una higiene dental deficiente.

Manchas marrones en los dientes

La clave para tratar y prevenir las manchas marrones en los dientes es mantener una buena higiene oral, incluyendo el cepillado regular, el uso de hilo dental y visitas periódicas al dentista. Si ya tienes manchas marrones en los dientes, un profesional dental podrá determinar la causa y recomendar un tratamiento dental adecuado que puede incluir desde limpiezas dentales profesionales hasta procedimientos de blanqueamiento dental o restauraciones, según la situación específica de cada paciente.

¿Cómo quitar manchas en los dientes? Pautas para una correcta salud bucodental

Sin duda, la clave para prevenir la aparición de manchas dentales reside en una adecuada salud bucodental. Como es lógico, el inicio de la higiene bucal debe hacerse desde pequeños y siempre acompañando al menor. 

Para que los más pequeños de la casa no perciban la higiene bucal como un “castigo”, las expertas proponen incorporarla con naturalidad a otras rutinas de higiene del niño. Defienden que “del mismo modo que se calza y se cambia de ropa antes de salir de casa, se debe incorporar la higiene bucal, incluyendo el cepillado y el enjuague bucal, como un hábito más”. 

Por ello, afirman que es recomendable dejar a los niños jugar durante un minuto con el cepillo y, después, que sean los padres quienes durante otro minuto limpien todas las superficies de los dientes y muelas con la pasta de dientes adecuada, así como la superficie de la lengua.

Por otro lado, con el objetivo de prevenir la aparición de manchas dentales, las expertas aconsejan evitar toda fuente de azúcares refinados durante los primeros dos años de vida porque es cuando el niño es más susceptible de desarrollar un proceso virulento de caries. 

Las profesionales advierten del peligro del ofrecimiento a los niños de azúcares ocultos, como los presentes en la leche chocolatada, las galletas, la bollería, los helados, los zumos industriales, el pan de molde o pan blando, las patatas fritas embolsadas, los refrescos de cola, etc. También recomiendan huir de los azúcares entre comidas, sobre todo los que presentan una consistencia pegajosa.

Además, la Dra. Piqueras establece que “existe un Programa de Salud Bucodental Infantil gestionado desde Salud Pública al que los colegios pueden adherirse. De esta manera, en los centros escolares se realizan enjuagues de flúor semanal en los cursos de primero a cuarto de primaria”. Otro aspecto destacable de este programa es que en todos los centros educativos se hace una revisión dental a los niños de 5 años, y en zonas vulnerables, a los 3, 4 y 5 años.

En definitiva, las manchas blancas en los dientes pueden ser un problema molesto que afecta la estética de nuestra sonrisa, pero la buena noticia es que, en su mayoría, son prevenibles. La prevención de las manchas blancas en los dientes comienza con una atención adecuada a la higiene bucal. Cepillarse los dientes dos veces al día con una pasta dental con flúor y usar hilo dental de manera regular son pasos esenciales.